home.jpg
Imagen16.png

 

 

 

 

POEMAS EXTERRADOS

Octavio Patiño García

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Entra nena, túmbate en la tierra
embrócate de amor, tu eres el trueno
irredenta, iracunda, ultramarina
nube que tumbas
ultratumba
eres
un pez contra el velero
navegante
maradentro
nueva soledad
eres la incierta
ya deshecha de ti
tu misma te asemejas a un espejo
entras, dejas la sombra afuera
turbante, ultramarina
otra vez
mas turbante
te nieblas
rasgas
vela de besos
silbido de cerros
lloras con la borrasca
ruedas contra tus líneas
y vuelcas al barranco
profundo que te adentro
te deshojas mujer
eres sin puertas
marinerabuscando
que el mar te moje el agua en que te vienes.

Cd. de México 2010

 

 

Saben correr arrastrándose
se atragantan de medianoche
se desgajan, ruedan en subterráneo quedo
cavidades con hambre de volverse infinitos
hambrientosvomitan
solfean un canto amargobajo sus atuendos
saben amar a oscuras
asesinan también a cuchilladas
a mordidas
a mentiras
marihuanamente sueñan
se estremecen cobardes
una angustia los masca
el hueso como lengua
les penetra
huelen las aberturasdel perro del infierno
trasnochan y se cagan de miedo
se avientan como si no vivieran
pueden cansarse y no descansan en paz
en sus soliloquios vociferantes-
transeúntes opacos,
líquidos y furiosos-
un instante los atraviesa,
una espada de neón los unge
los derrumba
los ama
los madruga
sus sagrados alimentos endurecen
y ellosse apuestan
a morir sin ser queridos
trotarumbos que se van
arrojados de cabeza hacia el mundo

Subterráneo tren, Cd de México 2008

 

 

 

Árboles en cenizas
vías imperdonables
espesura en el sembradío de postes
montañas que hieren cielos
rocas que aprietan a pedradas
la piel del suelo es la cortina del café
la niebla devora ángeles de plumas largas,
de garras polvosas
se cae la tarde, se tira al suelo, se quiebra…
el sol se fuma
Lloran los arbustos, estornuda el vacío
los alaridos vuelan
arrastrando los pies de los caminos
la noche se asemeja a un alquiler de paso
sobre una nube un ojo alcoholizado
busca, se cierra, vuelve a beber
losdesiertos coronados de espinas
son los nuevos cristos caídos de la sal
las maquilas de Dios
entretrenes chirriantes que dejan manchas de humus
caminoel filodel suelo
el hueco es el comienzo tras la bruma
la luna es una hembra que se inhala.

Cd Juárez, año 2009

 

 

 

El síntoma de la tierra
el temblor del agua
el beso enfermo
duda la flor del aire
los kilómetros de la sangre
la torcedura del cielo
mis ojos 2 manchas escarbadas
un lienzo falso
aquí estoy desyosado
inmolado en el hielo de mi cuerpo
nada de lo que busco está perdido
siempre ha estado ahí
nadando en mi corazón con un traje de espinas
es un libro leído en otras fechas
que se recuerda sin saber si fue
la llaga de la fe me está cimbrando
la locura repta en las raíces
morirá la penumbra solitaria
roncando en tracto-camiones llenos de sed
mis pasos se abren hasta quedar sitiados
este sitio es un estanque de litio
y estos largos espantos amenazan
con ser las primaveras de mi noche.

Nuevo Laredo Tamps. 2009

 

 

 

El mar es un prisionero
una cárcel enorme le ha caído encima
a mis espaldas cuenta historias roncamente
arrulla a mi hijo kilométricamente
le camino a su lado, le invito cerveza, fuma
se enfada  por la noche
luego de madrugada humedece chicas
el mar es una larga condena
un sudor de pescadores locos
rebelde taza de café nocturno
el mar se maltrata contra las rocas
luego quiere morirse
es un viejo que llora niñamente
es demasiado humano.

Mazatlán 2009

 

 

 

Noche, polvo lunar
un rio negro bajo los pies de rocas
un coche me tiembla y no sé hacia donde
el aire es un desgarro de silencio
asfixian negramente las horas
sé que ha de amanecer
y quizá la serpiente me ofrezca una manzana
el calor hierve al cielo y evapora planetas
soy el diablo que suda
miro luces como ojos
miro ojos sin luces
miro que no hay ojos
la luz se ahogó
ese hotel que se acerca
es una chica sonrientecon camisa de fuerza
quizá estoy ya dormido
o no he llegado aún
o he andado sólo fantasmando
ladraré por si acaso… una  perra madrugada.

Ojinaga 2009

 

 

REGRESAR